En esta ocasión les traemos una pequeña receta; a través de esta progresión iremos definiendo el trazado para estructurar y diseñar una novela. El objetivo es que las ideas que tengan mayor fuerza se vayan separando del resto y vayan tomando un orden estructurado; establecer las piedras angulares de la historia para después ir colocando los remates adecuados a través de nueve sencillos pasos. ¿Comenzamos? Resume tu historia en una oración Para comenzar es necesario tener claro el núcleo de… Seguir leyendo