En los últimos años el lenguaje poético ha recuperado su espacio perdido. Cada vez son más las actividades poéticas y cada vez hay más jóvenes que encuentran en la poesía, en los versos, su manera de interiorizar el mundo, de aprehenderlo y verbalizarlo.